No fue hasta el siglo XIX cuando supimos de la existencia de Zambia, y fue gracias al aventurero inglés David Livingstone, el cual llegó en 1855 a las maravillosas cataratas Victoria, al sur del país.

Zambia, situado en el centro-sur del continente africano, tiene una de las tasas más altas del mundo en cuanto a pobreza se refiere. De hecho, se estima que el 86% de la población del país vive en condiciones deplorables. Aun así, y aunque parezca increíble, es uno de los mayores países emergentes de África en los últimos años. Tradicionalmente, se ha apoyado en el comercio del cobre, convirtiéndose en el mayor productor africano del mismo.

Aunque su idioma oficial es el inglés, existen otras 70 lenguas o dialectos no oficiales en el país. En cuanto al comercio, su moneda legal es la Kwacha. Si hablamos de alimentación, uno de los platos más populares de Zambia es el porridge, cocinado con soja se suele acompañar con una salsa de carne o de verduras.

Para conocer el origen del café en Zambia tenemos que irnos hasta el siglo XX. Como en muchos otros territorios, fueron los misioneros quienes trajeron las semillas, en este caso, desde Kenia y Tanzania.

Nuestro café proviene de Kasama, una ciudad situada sobre la meseta sudafricana y que está a unos 1400 metros de altura. Un exhaustivo control del suelo y la abundante luz solar africana hace que las cerezas sean voluminosas y con unos granos grandes y homogéneos. Un café que después de tostarlo, tiene un sabor suave y agradable, con notas dulces y afrutadas y una excelente acidez. Sus matices herbales hacen que se diferencie de cualquier otro tipo de café africano.

¿Te apetece descubrir una jungla de sabores a través de nuestro Café Zambia Kasama?

Posts relacionados

ENVÍO GRATUITO EN 24/48H A PARTIR DE 30€ Descartar